¿Por qué tiembla?

0
93
Un sismo no pone en riego al planeta, somos los humanos y seres vivos los vulnerables a estos eventos naturales. (Imagen de Pixabay).

En los albores de la humanidad se creía que los fenómenos naturales como: sismos, huracanes, inundaciones e incendios, eran un castigo de seres supremos o dioses por el comportamiento del ser humano. Últimamente se ha hablado sobre predicciones de un fin del mundo, seguro has escuchado que lo relacionan con sismos más frecuentes y en todas partes; la realidad es que con los nuevos avances en la tecnología y la comunicación es posible enterarnos en tiempo real de estos eventos alrededor del mundo, esta información muchas veces es tergiversada por seudocientíficos y charlatanes, que en aras de obtener fama se apoyan del miedo de la gente; pero sabes realmente. ¿Qué es un sismo y cómo nos afecta?

La Tierra es una gran esfera o esferoide constituida principalmente por silicatos, compuestos por Silicio formados por el Anión (esto es una molécula que tiene electrones extras y por tanto una carga negativa) SiO2. El planeta está dividido en tres capas principales, la corteza, que es la superficie en la que habitamos, esta mide entre 5 y 40 km de espesor, en la parte media el manto, con aproximadamente 2,900 km de espesor y en centro se encuentra el núcleo, el cual mide aproximadamente 2,250 km.

 

La corteza terrestre es una fina capa, para entenderlo mejor imagina que la Tierra es una manzana, pues la corteza correspondería a la cascara que la cubre; esta no es una sola capa, está dividida en fracciones y las conocemos como placas tectónicas, estas se encuentran flotando sobre el magma del manto y están en constante movimiento. Este movimiento es tan sutil que la mayoría de las veces no lo percibimos.

Este movimiento ocasiona que las distintas placas choquen entre sí, algunas veces hundiéndose (Subducción) otras sobresaliendo (obducción), es este movimiento el que le dio forma a los continentes y creó las montañas que conocemos. Este movimiento y rozamiento genera puntos donde la energía se acumula poco a poco; cuando estas capas sufren un eventual movimiento brusco, liberan esa energía acumulada ocasionando lo que conocemos como un sismo.

Animación

Animación

La energía liberada es dispersada en forma de ondas sobre la corteza terrestre, la capa donde vivimos. Existen dos tipos de ondas, las”P” que producen compresión y estiramiento de las rocas, y ondas “S” que presentan un movimiento de cizalla. La velocidad en la que se propagan depende de la densidad del material por el cual se desplazan; un ejemplo de esto es el valle de México, que al ser arenoso permite un mayor desplazamiento y hasta amplificación, por esto en ocasiones se siente más fuerte que lugares cercanos al epicentro (Punto donde surge el movimiento).

Como ves estos fenómenos no son debido a causas humanas ni por designios de un ser supremo que desea castigarnos. Son simplemente resultado de un planeta en constante cambio y debido a su naturaleza son imposibles de predecir, sin embargo, si podemos estar preparados para mitigar su impacto y de esta manera reducir los daños tanto humanos y animales como de infraestructura.

A continuación, te dejamos la liga de Protección Civil de la Ciudad de México con algunos consejos de que hacer antes y después de un sismo:

https://data.proteccioncivil.cdmx.gob.mx/tripticos/recomendacion-sismo.pdf

 Fuentes:

  • Instituto de Geofísica. (2015). Estructura de la Tierra. 1 de agosto de 2018, de Instituto de Geofísica UNAM Sitio web: https://usuarios.geofisica.unam.mx/cecilia/cursos/22a-EstrTierra.pdf
  • Servicio Sismológico Nacional. (2016). ¿Qué es un sismo? 3 de agosto de 2018, de Geofísica UNAM Sitio web: https://www.ssn.unam.mx/divulgacion/preguntas/
  • United States Geological Service. (2018). Latest Earthquakes. 3 de agosto de 2018, de United States Geological Service Sitio web: https://on.doi.gov/2KoRAxa

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, escriba su comentario
Ingresa tu nombre aquí

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.